Subida del IVA: c贸mo afectar谩 en el d铆a a d铆a

Las estimaciones sit煤an el gasto adicional entre 150 y 350 euros anuales por familia, aunque puede variar seg煤n el tipo de consumo familiar y del sector comercial.

crisisEl aumento del IVA es un hecho. A partir del 1 de julio, el gravamen general de los productos y servicios es un 2% m谩s alto, y el gravamen reducido un 1% mayor. Atr谩s han quedado los d铆as de anticipar ciertas compras para ahorrar algo de dinero: desde ahora, en la mayor parte de los desembolsos, por cada 100 euros gastados, 18 u 8 (seg煤n el caso) ir谩n a parar a las arcas del Estado. La medida intenta reducir el d茅ficit en las cuentas p煤blicas.

M谩s all谩 de los indicadores macroecon贸micos, la pregunta que ahora se hacen miles de ciudadanos es c贸mo les afectar谩 este cambio en su vida cotidiana; cu谩nto se encarecer谩 el d铆a a d铆a. Las estimaciones son diversas y sit煤an ese gasto adicional entre los 150 y los 350 euros anuales por familia, aunque lo cierto es que la cifra puede variar mucho en funci贸n del tipo de consumo que haga el n煤cleo familiar y, sobre todo, del sector comercial.

Algunos vendedores se han planteado asumir ese coste y reducir sus m谩rgenes de beneficio para evitar una subida de los precios que impacte en el bolsillo de los clientes. Otros no. Y, salvo los casos en los que la decisi贸n se ha anunciado p煤blicamente, es imposible distinguirlos entre s铆.

Repercusi贸n diversa聽

El incremento del IVA no repercute en todos los sectores por igual. De hecho, en algunos no plantea modificaciones y en otros ni siquiera los hay. La raz贸n es que hay tres tipos de este impuesto, y una serie de productos y servicios que est谩n exentos de pagar este impuesto. El criterio para separarlos es el grado de necesidad: cuanto m谩s imprescindibles son, menor es la carga impositiva que recae sobre ellos.

No tienen IVA la educaci贸n, los servicios culturales (como los museos y las bibliotecas), la asistencia sanitaria y la asistencia social. Tampoco est谩n gravadas las primas de los seguros, las operaciones financieras, algunas operaciones inmobiliarias (no todas) y los servicios postales.

Tienen IVA superreducido (4%) los bienes y servicios de primera necesidad. Estos son, entre otros, los medicamentos, los libros, la prensa, las VPO y los alimentos b谩sicos como la leche, el pan, las frutas y las verduras, los quesos, los huevos y las hortalizas, siempre que sean naturales (las conservas o la comida procesada tienen un gravamen distinto). Este tramo representa el 5,45% de la recaudaci贸n total.

El IVA reducido (8%) se aplica a todos los dem谩s alimentos. Tambi茅n grava el transporte p煤blico, la vivienda, la atenci贸n odontol贸gica, los servicios funerarios, los servicios de hosteler铆a y buena parte de las actividades de ocio, esparcimiento y cuidado personal: desde las peluquer铆as hasta los cines, los teatros y los conciertos, por citar algunos. Representa el 20,67% de la recaudaci贸n total.

El IVA general (18%) es, como indica su nombre, el que grava la mayor parte de bienes y servicios. Supone el 73,88% de la recaudaci贸n total de este impuesto. La ropa, los electrodom茅sticos, los muebles y los art铆culos de decoraci贸n entran en esta categor铆a, al igual que los productos fungibles que no son de primera necesidad, como las bebidas alcoh贸licas y el tabaco.

La reforma tributaria s贸lo ata帽e a estos dos 煤ltimos grupos, que suman casi el 95% de las recaudaciones por IVA y que, hasta ayer, eran del 7% y del 16%. Todo lo dem谩s se mantiene igual. As铆, mientras algunos objetos, servicios y actividades cuestan lo mismo que antes, otros son hoy un 1% o un 2% m谩s caros.

驴D贸nde se notar谩 m谩s el aumento? En las compras que exigen grandes desembolsos (una vivienda o un coche) y en aquellas que, sin ser tan cuantiosas, son constantes, como los viajes diarios en metro o las facturas habituales del hogar. Los suministros energ茅ticos (luz y gas) subir谩n un 2%, y los del agua, un 1%. Si alguien compraba antes un paquete de tabaco al d铆a y gastaba en ello 90 euros mensuales, a partir de ahora gastar谩 91,6 euros. Son peque帽as cantidades, pero suman.

驴Qui茅nes notar谩n m谩s el aumento? Los colectivos con menor poder adquisitivo como los pensionistas, los asalariados y los aut贸nomos mileuristas, que suman 18,4 millones de personas. A su vez, seg煤n los t茅cnicos del Ministerio de Hacienda (GESTHA), cerca de 26 millones de ciudadanos con unos ingresos por debajo de 30.000 euros (el 88,76% del total) pagar谩n buena parte de la subida de este impuesto, algo que “retraer谩 el consumo que es, a su vez, una de las causas del desplome de la recaudaci贸n del IVA en este 煤ltimo a帽o”.

El impuesto, d铆a a d铆a

La reforma tributaria que se acaba de estrenar tiene, sin duda, repercusiones, tanto econ贸micas como sociales. El problema es que todav铆a resulta dif铆cil cuantificarlas. De momento, s贸lo hay proyecciones; estimaciones de cu谩les podr铆an ser los diferentes escenarios. Y, en esta l铆nea, hay posiciones contrapuestas. Adem谩s del Gobierno, impulsor de la medida, algunos analistas sostienen que el aumento del IVA es necesario y beneficioso para la reactivaci贸n econ贸mica. Otros opinan lo contrario. No obstante, un buen modo de aventurar c贸mo incidir谩 el incremento del impuesto en la vida cotidiana es desglosar su impacto por sectores.

Vivienda. A partir de hoy, adquirir una vivienda de nueva construcci贸n cuesta un 1% m谩s caro. Las viviendas de segunda mano se mantienen tal y como estaban porque no est谩n gravadas con el IVA sino con el Impuesto de Transmisi贸n del Patrimonio (ITP), que es de un 7%. Las Viviendas de Protecci贸n Oficial (VPO) tampoco aumentan de precio, ya que se les aplica el gravamen superreducido del 4%. En cuanto a los alquileres de viviendas, no se ven afectados por este aumento porque el pago mensual de la renta no est谩 gravado con IVA. Sin embargo, s铆 est谩n gravados los alquileres con opci贸n a compra y los de aquellas viviendas o edificios que se subarriendan.

Alimentaci贸n. Hacer la compra diaria o semanal ser谩 un poco m谩s cara que ayer. Si bien los alimentos b谩sicos han quedado fuera de la reforma tributaria, el resto de los productos (como las conservas, los congelados, los derivados y los alcoholes) aumentan su coste en un 1%.

Ocio. La mayor parte de las actividades de esparcimiento y culturales llevan alg煤n tipo de impuesto, con excepci贸n de las bibliotecas, los museos y los zool贸gicos, que est谩n exentos de IVA. El precio de los libros, que tienen un IVA del 4%, no sufre modificaciones, de modo que disfrutar de la lectura este verano costar谩 lo mismo (otra cosa es que los medios de producci贸n e impresi贸n se encarezcan y eso acabe reflej谩ndose en el precio final). Donde s铆 se notar谩 la subida es al comprar entradas para el cine, el teatro y los conciertos. Los 20 euros de ayer, hoy son 20,2.

Hosteler铆a, restauraci贸n, turismo y transporte. Las vacaciones est谩n a la vuelta de la esquina, y muchas personas se preguntan c贸mo afectar谩 la subida del IVA a sus planes veraniegos. Quienes ya hayan contratado los paquetes y servicios tur铆sticos pueden estar tranquilos, pues habr谩n “congelado” sus precios. No obstante, a partir de hoy, los costes ser谩n distintos. Eso s铆, el aumento no incidir谩 en todas las actividades por igual. Salir a comer y hospedarse ser谩 un 1% m谩s caro. Los desplazamientos en coche, barco o avi贸n, en cambio, costar谩n un 2% m谩s debido a la subida del impuesto al combustible. No es el caso del transporte p煤blico, que est谩 gravado con un IVA reducido. Desde hoy, viajar en metro o autob煤s es un punto m谩s caro.

Vestimenta, decoraci贸n, veh铆culos y art铆culos electr贸nicos. Comprar ropa, amueblar la casa, adquirir un coche o cualquier electrodom茅stico cuesta un 2% m谩s caro que ayer aunque, en este apartado, el papel de los comerciantes es protagonista. Muchos han decidido mantener los precios que hab铆a antes -y utilizar la estrategia, incluso, como un reclamo- para no perder clientes y competir en el mercado.

Alternativas a la subida del IVA

Los t茅cnicos del Ministerio de Hacienda (GESTHA) presentaron esta semana un extenso informe que analiza lo que ocurre con el IVA en relaci贸n con el consumo de los hogares. Seg煤n este documento, por cada 100 euros que gasta una persona, Hacienda recauda algo menos de 7; una situaci贸n preocupante que no se daba desde 1995 y que, a juicio de los expertos, refleja los estragos de la econom铆a sumergida y el fraude fiscal.

Las p茅rdidas anuales son multimillonarias y obedecen no tanto a las complejas operaciones de evasi贸n fiscal o a la colocaci贸n de fortunas en Suiza como al “fraude de andar por casa”, ese que instala la vieja pregunta de “驴con IVA o sin IVA?”. En comparaci贸n a los vecinos Europeos, Espa帽a es, junto con Grecia, el pa铆s que menos partido le saca al IVA, pues el fraude se sit煤a en el 23%. Para los t茅cnicos que realizaron la investigaci贸n, si se redujera en diez puntos, el Estado recaudar铆a unos 38.000 millones de euros m谩s.

Por ello creen m谩s efectivo combatir la evasi贸n que aumentar el porcentaje del impuesto, entre otras cosas porque el IVA es muy regresivo: gravar el consumo afecta a las personas con rentas m谩s bajas, pues son estos ciudadanos quienes destinan un mayor porcentaje de sus ingresos a consumir. Por tanto, en opini贸n de los t茅cnicos, la medida estrella ser铆a la lucha contra el fraude. Otras alternativas ser铆an la recuperaci贸n del Impuesto de Patrimonio de las grandes fortunas o la creaci贸n de nuevos grav谩menes, como tasas medioambientales sobre las emisiones de CO2 de las empresas y particulares, el uso de combustibles f贸siles, los residuos contaminantes o el empleo de bolsas de pl谩stico, con importantes deducciones que favorezcan la innovaci贸n y la inversi贸n en sistemas productivos m谩s limpios.

Fuente:consumer


Tambi茅n te interesar谩 :

Shortlink:

Deja un comentario

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada. Los campos necesarios est谩n marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>