Julio comienza con subidas de la luz, el gas y el butano. El recibo que pagan los 20 millones de consumidores domésticos y pequeños comercios que aún siguen en régimen de tarifa se encarecerá un 3,95% de media, aumento que se suma al alza del 7% ya aplicada el pasado abril.

Pero el abultado déficit acumulado, que asciende a 24.000 millones y que hay tienen que compensar a las eléctricas el conjunto de los consumidores, no se alivia con esta decisión.

También se encarece el gas natural, en un 2,26% como media, cuando en la anterior revisión ya aumentó de precio un 5%. En este caso el incremento responde, igualmente, a la subida del precio de la energía.
En el gas hay 2,5 millones de clientes en régimen de tarifa. Para ellos el alza es del 1,69% si han suscrito la TUR 1, que se aplica a los hogares que utilizan el gas para usos básicos, como cocina y suministro de agua caliente. Quienes tienen contratada la TUR 2, que también permite la calefacción a gas, tendrán una subida del 2,16%.
No hay dos sin tres, y el precio máximo de la bombona de butano de 12 kg. costará desde el próximo domingo 16,45 euros, un 5,92 % más. Este precio se revisa cada tres meses y los operadores siempre aplican al cliente el máximo autorizado. Aunque se aplican determinadas fórmulas para las revisiones de los combustibles, y todas ellas toman la cotización del petróleo como referencia, es frecuente que los aumentos coincidan con los descensos de la cotización del crudo.
El Gobierno ha optado por congelar la parte regulada de la tarifa eléctrica, los llamados ‘peajes de acceso’. Con ella se retribuye el transporte, pero también corren a su cargo las primas a las renovables y la compensación de los desfases pasado. El otro componente del recibo, el precio de la electricidad, registró un fuerte incremento del 9,5%.
Fuente:lasprovincias.es

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here