Cada día miles de Españoles se realizan ésa pregunta tras realizar una compra On Line. Precios increíbles, marcas y modelos exclusivos una web atractiva…. Lamentablemente, a los pocos minutos de finalizar el trámite empezamos a descubrir que todo ése encanto, todo ése atractivo no era real. ¿Cómo detectarlo?, y lo que es más importante ¿cómo actuar?.

Problemas con Compra On Line
Problemas con Compra On Line

Si hace unos años eran las reclamaciones a compañías telefónicas el caso más recurrente en nuestro servicio, actualmente son las compras «On Line» las que más problemas generan al Consumidor en España.

Si pese a adoptar todas las medidas cautelares necesarias, detectamos que nuestra operación puede ser fraudulenta, lo importante es actuar con rapidez».

Y no sólo por la frecuencia con la que ocurren; también por la cuantía económica que conllevan, ya que en España cada vez nos animamos a hacer compras de gran cuantía a través del entorno digital:  compras de coches, paquetes vacacionales… ó, incluso, trámites inmobiliarios.

Pero, ¿qué ocurre cuando sospechamos que algo no va bien?, ¿Cómo debemos proceder?.

Motivos de sospecha….

El que debería ser el primer motivo de sospecha es, paradójicamente, un atractivo para numerosos usuarios: El precio. Desde Atención al Consumidor insistimos diariamente en conocer el precio habitual de mercado y desconfiar de aquellos descuentos que supongan reducciones anómalas e injustificadas (del 50, 70, u 80%). Si la web ó tienda Virtual muestra descuentos en absolutamente todos los productos, el motivo de sospecha debería dispararse exponencialmente. Seguramente estemos ante lo que denominamos una «Página Patera» y, finalmente, es probable que nuestro intento de compra se salde con un disgusto.

Otro aspecto a verificar antes, siquiera de introducir nuestros datos, es si el establecimiento digital está afincado en el espacio de la UE ó, al menos, se compromete explícitamente a cumplir con la normativa Española y Europea. El nuevo reglamento Europeo para la Protección de Datos (RGPD, del que hablaremos en éste servicio) ofrece amplias garantías al Consumidor pero sólo es aplicable en determinados ámbitos mercantiles y geográficos. Las reclamaciones a las empresas ó vendedores que actúan fuera de ésta zona… son posibles, pero mucho más complejas. Mejor prevenir.

Muchos Consumidores y Usuarios comienzan a detectar anomalías justo después de finalizar la compra y, como no, de dar los correspondientes datos bancarios. Lo habitual, en un comercio digital de confianza, es que el vendedor realice un completo seguimiento durante e, incluso después, de cerrar la transacción: emails de confirmación, seguimiento del envío, contacto directo con el servicio post-venta…etc. El silencio del establecimiento cuando llegamos a éste punto…. debería hacernos sospechar.

¿Cuando debe actuar nuestra entidad bancaria?.

Si todo va bien, nuestra propia Entidad Bancaria (con la que hemos suscrito el método de pago empleado en la compra) debería hacer acto de presencia ya desde la formalización del primer pago. Lo habitual es que se nos exija introducir una clave de seguridad (mediante tarjeta de coordenadas, firma digital ó mensaje al móvil) para formalizar la transacción… si bien es cierto que, incluso, reconocidos servicios de venta On Line de carácter Internacional no adoptan éste protocolo. En todo caso, sólo estaremos seguros si se aplica en el pago ésta verificación adicional.

Pero también si algo va mal deben poder ofrecernos una solución. Casi todos los soportes de pago (Tarjetas, pulseras, sistemas virtuales) se apoyan en un sistema de seguridad que permite al banco actuar ante determinados supuestos. También algunas entidades (sobre todo las que centran su actividad en Internet) disponen de servicios específicos para resolver controversias ó mediar. Algunas; pero no todas.

¿…y nosotros como Consumidores?.

Si pese a adoptar todas las medidas cautelares necesarias, detectamos que nuestra operación puede ser fraudulenta, lo importante es actuar con rapidez ya no sólo para recuperar nuestro dinero, también para evitar males mayores (como el que se realicen nuevos cargos en nuestro soporte de pago). En Atención al Consumidor ponemos a su disposición todas la herramientas y asistencia para asesorar al Usuario desde el mismo proceso de compra…. y así acompañarle a lo largo de toda la transacción.

Si tiene algún problema, duda ó sugerencia, contacte con nosotr@s (Click aquí).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here