Un día de consumo sostenible” , esta es la nueva campaña que hace unos días presentó la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), una iniciativa que pretender concienciar a los consumidores de las consecuencias que nuestros hábitos de consumo pueden tener en el futuro.

Consumo sostenible

Desde la OCU afirman que es necesario cambiar nuestros hábitos de comportamiento y estableces criterios éticos y de sostenibilidad en nuestras actitudes y compras. Tenemos que tener en cuenta las necesidades de las generaciones futuras y para ello es primordial llevar a la práctica los consejos que nos llegan desde la OCU a través de esta campaña que tendrá también efectos muy positivos para nuestro bolsillo. Y es que, en situaciones de crisis como la actual, consumo responsable y ahorro van de la mano.

Madrid, Barcelona, Alicante, Vigo, Gijón, Lérida, Gerona, Alcobendas y Tarragona, serán testigos de todas las actividades que, con motivo de esta campaña, la OCU tiene programadas para dirigir este mensaje de responsabilidad. Un mensaje que no sólo va dirigido a los adultos, la Organización de Consumidores ha pensado también en los más pequeños y ha diseñado un folleto y un vídeo informativo con consejos dirigidos a la población infantil. En total se distribuirán 60.000 folletos en 230 centros educativos de España y también a Oficinas Municipales de Información al Consumidor (OMIC). El coste de la campaña no superara los 60.000 euros y en ella participa el Ministerio de Sanidad y Consumo.

A continuación mostramos algunos de los consejos que plantea la OCU para hacer del planeta un lugar sostenible y más habitable. Prácticas sencillas y que se pueden poner en práctica desde que nos levantamos hasta el momento de poner fin al día:
  1. Circular con la presión adecuada en los neumáticos. Una presión incorrecta puede implicar un gasto extra al año de 80 a 100 euros (suponiendo que se circula con 0,5 bares menos y que se recorren 20.000 km al año). Ahorro: de 80 a 100 euros por año.
  2. Conducir de manera eficiente (circular con la marcha adecuada, sin apurar, no arrancar a sacudidas) implica un ahorro del 15% de combustible, es decir, en 20.000 km/año un ahorro de 250 euros por año.
  3. Emplear programas de lavado de baja temperatura. En un lavavajillas, el programa ECO ahorra hasta el 40% de la electricidad frente al normal. Ahorro: 23 euros al año.
  4. Utilizar bombillas fluorescentes compactas. Si cambiamos seis incandescentes de 40W por otras tantas de bajo consumo (8W), el ahorro será de 43 euros por año.
  5. No dejar los aparatos en standby. Si apagamos completamente los aparatos electrónicos ahorraremos un 10% del consumo total de casa (3.500 kwh). Ahorro posible: 73 euros anuales.
  6. Bajar la temperatura de la calefacción. Por cada grado que bajemos la calefacción ahorraremos un 7% del consumo de electricidad o gas de la casa. Para un piso de 90 metros cuadrados situado en Madrid, un termostato a 23º C en lugar de a 25º C supone un ahorro de 42 euros al año.

Además, durante la presentación de la campaña, la OCU aportó uno serie de datos que seguro nos lleva a la reflexión y a ser más responsable con nuestro planeta.

  • El 20% de los habitantes de la Tierra se beneficia del 80% de sus recursos.
  • Para fabricar un coche se necesitan 28.000 litros de agua.
  • Cada español produce 1.524 kilos de basura al año.
  • El 53% de los españoles respira aire contaminado: provoca más de 16.000 muertes al año.
  • 16.000 millones de bolsas desechables se distribuyen en España.
  • El 9% de la energía que gasta la Unión Europea la consumen los televisores.

Organización de Consumidores y Usuarios (OCU)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here